Dr. Strange en el Multiverso Expectativo

Con la dirección de Sam Raimi y la promesa de convertirse en un blockbuster anual, Dr. Strange in the Multiverse of Madness llega a nuestras salas, alcanzando niveles de expectativas estratosféricas.

Multiverso en el MCU

Uno de los conceptos mas atinados de Marvel sin duda fue el Multiverso, idea concebida para dar rienda suelta a creaciones locas y arriesgadas así como revivir a héroes caídos y reinventados. La coexistencia de estos universos resulto en un ascenso de ingresos brutal y semillero para nuevos talentos.

Partiendo de este exitoso modelo de negocio, el Universo Cinematográfico de Marvel ha ido adaptando este concepto a sus cintas, abriendo un infinito abanico de posibilidades, destacando crossovers y aprovechando la absorción de derechos de propiedad intelectual como los X-MEN.

De que va

Esta vez, Stephen Strange ya no es el egoísta y satírico personaje de sus precuelas. Por el contrario, las pérdidas y sacrificios lo dotaron de humildad, utilizando sus variantes del multiverso para señalarlo y obligarlo a demostrar que el no es igual.

Ahora lo básico: Doctor Strange in the Multiverse of Madness detalla la misión de Strange de proteger a América Chávez (Xochitl Gomez), una joven con la habilidad de viajar entre realidades dimensionales. América tiene dos problemas, no puede controlar su habilidad y está siendo perseguida por alguien que quiere robar sus poderes para su propio beneficio. No pasa mucho tiempo antes de que la película revele que su perseguidora no es otra que Wanda Maximoff (Elizabeth Olsen), la antigua Vengadora y actual Bruja Escarlata, que está desesperada por reunirse con los niños que mágicamente creó.

Deambulando entre realidades Stephen se encuentra con una variante de Christine Palmer (Rachel McAdams), a quien en su universo perdió debido a sus decisiones como héroe, dejando de lado el amor y las relaciones personales, recalcando que lo mas importante no son los diferentes universos, lo verdaderamente importante son las personas que viven en ellos.

Dupla Raimi/Marvel

Tras 20 años de ausencia en el cine de superhéroes, Sam Raimi regresa para otorgar un Dr. Strange en busca de felicidad y camino, cambiando el estilo y sello de Marvel a este toque de horror con tonos sepias. Aunque notablemente encontramos la presencia innata de Raimi en los planos secuenciales, opacidad, criaturas, muertos, e incluso, la aparición de uno de sus colaboradores mas recurrentes como guiño (Bruce Campbell), se siente la poca libertad creativa que Marvel otorgo al director, haciéndose notorio en cortes de post producción.

Expectativa VS Realidad

A pesar de los viajes entre realidades, referencias y cameos que, Wanda mata “como por arte de magia”, la palabra “Multiverso” queda lejos de su significado, inclinándose más por la expolación de Stephen Strange en su figura como superhéroe y un Sam Raimi incapaz de llevar la película completamente a su terreno.

Dr. Strange y el Multiverso de la Locura esta dirigida hacia los fans más exquisitos de Marvel, tanto del MCU como su contraparte en los comics, siendo un lanzamiento que dispone del conocimiento integrado de precuelas, series e historietas, disfrutable para algunos y dejando a más de dos con la pregunta ¿Qué acabo de ver?.

Te podría interesar